viernes, 13 de octubre de 2017

Es lo que hay...


Que un joven economista con masters y cuatro idiomas, trabaje como encargado (temporal) en una empresa de comida rápida, o que un joven arquitecto esté contento de haber encontrado un empleo como vendedor de ropa, aunque el sueldo no le llegue para poder pagar el alquiler de un piso compartido... no es una novela, son casos reales extraídos del libro del profesor Félix Tezano y Verónica Días: La cuestión juvenil ¿una generación sin futuro? (2017). La respuesta que dan muchos jóvenes: ¡Es lo que hay...!
Esto se agrava porque no son casos aislados señor Presidente del Gobierno, son miles de jóvenes que se encuentran trabajando (quien lo hace) en condiciones por debajo de su formación y cualificación profesional. Vamos a ver algunos datos, como usted dice, “importes” que nos indican los profesores Tezano y Díaz: Entre los menores de 35 años si sumamos aquellos jóvenes que se encuentran desempleados y en situación precaria en España, “se alcanzan cifras superiores al 70 % de jóvenes  infra posicionados laboralmente”. No sé señor Rajoy que le parece, pero son datos muy preocupantes.

 Nos encontramos con un “horizonte insostenible”, con unas tasas de paro juvenil que se encuentran en torno al 46 -50 %. Más complicado para las mujeres y sobre todo a los jóvenes entre los 16 y los 19 años, con cotas llegando incluso al 70 %, que plantea prolongar el periodo de educación obligatoria hasta los 18 años. Para nada nos olvidamos de los jóvenes desempleados de larga duración que llevan buscando trabajo (según el INE en el primer trimestre de 2016)  en nuestro país es de casi millón y medio; mientras que los jóvenes que no han tenido todavía un primer empleo menores de 35 años casi llega a los cuatrocientos mil.
La realidad que ustedes están vendiéndonos como de recuperación, no más que una operación de maquillaje. La recuperación del empleo entre los jóvenes esta resultado mucho más pausada y problemática que en otros grupo de edad. Llama poderosamente la atención la alta proporción de jóvenes muy desanimados que no son computados por las estadísticas oficiales como población activa. El Consejo de la Juventud de España hace una llamada de atención desde el Observatorio de Emancipación.
Mire señor Rajoy, por mucho que maquillen los datos y sus intervenciones cuando hablan de los jóvenes en los medios de comunicación, los índices de pobreza aquí son los mayores de la UE y sobre todo recae entre los más jóvenes, “debido a las dificultades para integrarse satisfactoriamente en el mercado laboral” (Tezanos y Díaz 2017).
Señor Rajoy, sabe cómo se refleja la situación penosa de la Juventud, solo tiene que ver los índices de emancipación, hay un alto grado de dependencia al núcleo familiar, no quiero pensar lo contrario... como decía Platón. Pero, de eso hablaré otro día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario