Todo comenzó en París, cuando Michel caminaba por la Rue de l´arbre junto a la iglesia de Saint-Germain en pleno centro parisino.
mi novela "El tren de mi vida"

Poder influir en el futuro es parte de lo que me mantiene unido a mi Elemento: escribir

martes, 31 de enero de 2012

La estrategia de diferir

Una manera de que se acepte una decisión impopular, explica Noam Chomsky en sus diez "Estrategias de Manipulación" a través de los medios, es la de presentarla como dolorosa y necesaria, obteniendo la aceptación pública en el momento para ser aplicada en un futuro. Y hablando de futuro, ayer nuestro presidente del Gobierno, afirmaba en Bruselas que la reforma laboral “me va a costar una huelga”
¿Acaso piensan no estaba premeditada esa conversación para que nos enteráramos de sus planes, para ver reacciones....?. Me da la impresión que sí. Bueno, desde luego no dijo nada que no sepamos. Hoy mismo, su ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, se ha mostrado segura de que la reforma laboral anunciada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, "va a contar con el respaldo de todos los ciudadanos". ! Tiempo al tiempo ¡

Continuando con Noam Chomsky y la estrategia de diferir, nos dice que es "más fácil aceptar un sacrificio futuro que un sacrificio inmediato". Por eso no se cansan en decir eso de que: "Este Gobierno hace lo que tiene que hacer". Una frase que da mucho para pensar y analizar en profundidad: Es que hacer lo que se tiene que hacer......eso dice mucho ..¡eh!. Ojo...porque sino hiciera lo que se tiene que hacer no se haría lo que se tiene que hacer; luego este Gobierno hace lo que tiene que hacer, es precisamente lo que tiene que hacer. ¿Y qué es lo que tiene que hacer?. Muy sencillo: hacer lo que tiene que hacer: ¡Joder!...eso..Lo tienen ustedes claro? Esta es la estrategia de hablar y no decir nada.

Como decía Chomsky aceptar un sacrificio futuro es más fácil que uno inmediato. será lo mismo que te digan ahora que no vas a cobrar la nómina porque eres empleado público y te quedan los días contados, a que te digan que a lo mejor este mes se retrasará la nómina porque viene de Oriente...pero no se preocupe que: ¡Mañana..si cobrará! Con ese aplazamiento uno piensa que quizás el problema se resuelve por el camino, porque aparece el espíritu santo y lo solucionará. El ciudadano tiene en esa distancia en el tiempo una oportunidad y una esperanza. Lo que dice Chomsky, que “el ciudadano tiene siempre la tendencia a esperar ingenuamente que todo irá mejor mañana y de esa manera el sacrificio exigido podrá ser evitado. Eso da más tiempo al público para acostumbrarse a la idea del cambio y de aceptarla con resignación cuando llegue el momento".

La siguiente de las Estrategias de Manipulación trata sobre la forma en la que hay que dirigirse al ciudadano: como una criatura de poca edad...Bueno...eso nos va a llevar a los cambios en Educación. Pero, en otro momento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario